UN PUNTO DE VENTA es para nosotros un espacio muy particular, agradable, funcional y exclusivo. Todos nuestros interiores están individualmente personalizados por Magdalena Serna, transmitiendo la calidez y personalidad que solo una artista plástica puede aportar.

Madera, decapados, hierro, óxido… y una paleta de colores especialmente diseñada aportan una originalidad destacable, convierten un local común en un espacio que cada cliente se hace particularmente propio, disfrutando de una experiencia de consumo única.

 

ESPACIOS TRADIZIONALIA